Historia de Iurreta

Iglesia de Iurreta

La carencia de un estudio en profundidad del pasado histórico de Iurreta, hace que los datos conocidos lo sean fuera de contexto y carentes de continuidad cronológica, por ello cualquier escrito en torno a la historia de Iurreta se reduce a un mero anecdotario.

Los orígenes históricos de la Anteiglesia de Iurreta se pierden en las brumas de la Edad Media. Las primeras notas que poseemos hacen referencia a la batalla que el16 de abril del año 890 se produjo en las tierras de Orobio, batalla en la que se enfrentaron los vizcaínos contra un grupo de moros venidos de Navarra y acaudillados por Uliamet. Aquellos perdieron 62 hombres, mientras que los moros dejaron los campos llenos de cadáveres, entre ellos el de Uliamet.

Iturriza, Delmas y otros historiadores sitúan en el año 899 la fundación de la casa torre de Iurre­ta por parte de Pascual de Iurreta. Casa torre en torno a la cual, y al igual que en Berriz, Zaldibar, etc. se configurará la Anteiglesia. Estos hechos son citados por diferentes historiadores, pero su veracidad puede ser puesta en duda correspon­diendo más a ámbito de leyenda que real.

Edificio histórico

El primer documento escrito en que se hace mención a esta Anteiglesia corresponde a la donación que Don Sancho de Navarra y su mujer Doña Placencia, con el consentimiento de Don Iñigo y Doña Toda -señores de Bizkaia-, hacen el 26 de agosto de 1072 del "monasterio de San Martín de Ihurreta" al monasterio de San Millán de la Cogolla en la Rioja.

Años más tarde, en 1075, nuevamente es citado Iurreta con motivo del pleito que mantienen el Abad de San Millán de la Cogolla y el de Abadiana, al no ponerse de acuerdo sobre si los frutos y rentas que generaba la zona de Arandia quedaban asignadas o no al monasterio riojano fruto de la donación del año 1072.

En la época foral constituyó, junto con las otras Anteiglesias, parte de la Merindad de Durango, acudiendo por ello a las Juntas que solían celebrarse en la campa sita frente a la ermita de San Salvador y San Clemente de Gerediaga. En la misma ostentaba el 5º asiento y voto, siendo aquel uno de los mojones que representaban a cada una de las doce Anteiglesias de la Merindad de Durango y que actualmente se conservan en dicho lugar.

La Anteiglesia está situada en el camino que, partiendo de las tierras de Álava, se dirige por las tierras de la Merindad de Durango hacia el puerto de Lekeitio. Ha constituido durante siglos uno de los puntos neurálgicos en las comunicaciones de la zona. Por ella, además del citado camino, discurren los caminos que se dirigen hacia Gipuzkoa por Ermua o Elorrio y hacia Bilbao. Este hecho ha perdurado aún en la época moderna, al trazarse por esta Anteiglesia el paso de la carretera nacional 634 o la autopista Bilbao-Behobia entre otros.

Seguir leyendo